Inicio / Nihil prius Manducare / Parador de Pontevedra
parador de pontevedra

Parador de Pontevedra

Que gris resultó mi crítica en Tripadvisor:

“Lo mejor sin duda de este Parador es el edificio histórico en que se encuentra, que justifica por si solo una visita y la propia estancia. Lo peor es lo difícil que nos resultó llegar hasta el hotel (tal vez porque era de noche) y el restaurante que nos pareció con una mala proporción precio-calidad-cantidad. El trato del personal fue magnífico, la habitación estupenda y amplia y el baño muy grande y nuevo aunque algo desangelado. De la habitación solo cambiaría el cabecero de las camas y el mueble del radiador. Buena calefacción. El hotel tiene algunas plazas de parking disponibles a su entrada (unas 12). Merece las cuatro estrellas que tiene”.

Pongamos un par de notas de color

Recuerdo una visita al Parador cuando mi hijo era un enano. Viajábamos desde Menorca y al llegar al Aeropuerto de Vigo cogimos una furgoneta de alquiler. El niño lloraba a tope y no se calmaba de ninguna manera, así que el viaje resultó un poco tenso. Nos recompusimos cuando llegamos al Parador y nos papamos un buen caldo y un buen pulpo. Al día siguiente continuamos viaje a Mondoñedo.

La verdad es que tengo que volver a Pontevedra e ir al Parador y tengo que hacerlo con El Señor de Cuenca, Rosa Palo y Peter El Panda, que ahora es más conocido como Pray Calamardo, pues creo que lo tenemos pendiente. Otra opción es irme con Mr. Cuenca cuando vaya a ver a Don Celsiño, pero eso se me antoja más difícil a no ser que ambos tengamos todos los papeles en regla.

Hasta otra. Un abrazo. Justito El Notario. @justitonotario


 

Deja un comentario