Inicio / FAQ / Opositora reciclada a notarías

Opositora reciclada a notarías

opositor reciclado de oposición

“Te sigo desde hace mucho tiempo, me encanta tu blog y cómo transmites tus vivencias. Siempre he sentido gran respeto y admiración por ti hasta el punto de llegar a pensar recientemente que has sido el causante de mi curiosidad por la función notarial. Durante años he estado preparando otra oposición sin éxito y en los últimos tiempos sin motivación alguna. Sin embargo, cuando pensaba en notarías todo cambiaba en mí, me sentía feliz y con ilusión, por ello empecé a plantearme que debía dar un giro a mi vida aunque tuviese miedo. Sé que son oposiciones muy duras y que se necesitan unos años para sacarlas, pero las que yo preparaba también lo eran. Considero que actualmente tendría una ventaja de partida respecto de un novato y es que yo ya sé cantar temas en tiempo y prácticamente me he estudiado literal todo el Código Civil y tengo amplios conocimientos de otras materias adquiridos en mi anterior oposición. Estoy perdida y me gustaría consultar mi caso con algún preparador pero no conozco a nadie que prepare esta oposición por mi zona y no sé a quién recurrir. Agradecería que me arrojases algo de luz sobre la oposición y si conoces a algún preparador con el que hablar y que pueda echarme una mano te lo agradecería”.

Claro que sí, eso no es problema. Seguro que encontramos a alguien que te prepare.

Gracias lo primero de todo por tus palabras tan elogiosas y que me recargan las pilas para continuar en esta labor.

Conozco a unos cuantos opositores reciclados de otras oposiciones (incluso a opositores que han aprobado varias oposiciones, aunque esos son otra historia …) que han conseguido el aprobado de esas nuevas oposiciones que se ponen a preparar después más o menos años con las otras y con más o menos éxitos (o fracasos) acumulados en las oposiciones que abandonan. Generalmente se opta por oposiciones más sencillas que las que uno preparaba. El reciclado hacia otras más duras es menos usual pero también se dan casos.

Quizá el handicap pueda ser la edad, y no sé la que tienes, pero con esa ilusión, con ese descubrimiento tardío de la vocación y con esa base de Derecho Civil tan importante, pienso que el tiempo transcurrido hasta ahora constituye un bagaje muy interesante que en la mitad de tiempo que invierte uno que empieza desde cero te podría situar en condiciones de intentar el aprobado.

Con salud, dinero y amor, yo tiraba para adelante. La costumbre del encierro ya la tienes y una temporada más de opositora no te a suponer nada si finalmente te das cuenta que ya no resistes, que no te aprovecha lo estudiado como pensabas o que te resulta demasiado dificultoso (cosa que no creo por alguna cosa más que me has contado).

Sin duda pienso que tenemos que cuidar todas las vocaciones y aquí parece que tenemos una muy clara, tardía, pero intensa.

Hasta otra. Un abrazo. Justito El Notario. @justitonotario